Saltar al contenido
Un buen vino

Vino espumoso

Tendemos a asociar los vinos espumosos con las celebraciones. Pero cada vez más los vinos espumosos se están abriendo un hueco en muchos más ámbitos. Y lo hacen por su versatilidad a la hora de maridad y por la amplia diversidad de propuestas que ofrecen.

Los vinos espumosos, también conocidos como vinos espumantes o de aguja son vinos que cuentan con gas disuelto. El gas se consigue a través de una segunda fermentación tras la elaboración (primera fermentación incluida) del vino base.

Un buen espumoso puede ser acompañante perfecto del sushi
Un buen espumoso puede ser acompañante perfecto del sushi.

La segunda fermentación tiene lugar dentro de la botella cerrada o en depósitos cerrados. El CO2 que se produce es esa segunda fermentación se disuelve en el líquido.